Torres de hanoi

 

Las Torres de Hanói es un juego matemático. Consiste en tres varillas verticales y un número indeterminado de discos que determinarán la complejidad de la solución. No hay dos discos iguales, están colocados de mayor a menor en la primera varilla ascendentemente, y no se puede colocar ningún disco mayor sobre uno menor a él en ningún momento. El juego consiste en pasar todos los discos a la tercera varilla colocados de mayor a menor ascendentemente.Las reglas son: sólo se puede mover un disco cada vez. un disco de mayor tamaño no puede descansar sobre uno más pequeño que él mismo. sólo puedes desplazar el disco que se encuentre arriba en cada varilla.En 1883 empezó a venderse en Francia un antiguo rompecabezas oriental, rescatado para Occidente por el profesor N. Claus (de Siam) y cuyas primeras referencias eran los escritos del ilustre mandarín Fer-Fer-Tam-Tam. Según una leyenda india, en el Templo de Benarés, bajo el domo que marca el centro del mundo, hay una placa de latón con tres agujas de diamante. Durante la creación, Dios puso sesenta y cuatro discos de oro puro de distinto tamaño en una de las agujas, formando una torre. Los bramanes llevan generaciones cambiando de lugar, uno a uno, los discos de la torre entre las tres agujas de forma que en ningún momento un disco mayor descanse sobre otro más pequeño. Cuando hayan conseguido trasladar todos los discos a otra aguja su trabajo estará terminado, y la torre y el templo se derrumbarán, y con un gran trueno, el mundo se desvanecerá. La versión simplificada que se vendía en Francia se componía de ocho discos de madera.

En realidad, la Torre de Hanoi y la leyenda india habían sido inventadas por el matemático francés Edouard Lucas (N. Claus de Siam es un anagrama de Lucas d’Amiens). Su compatriota, el escritor Henri de Parville amplió y adornó la leyenda poco tiempo después. A pesar de que el reto planteado es relativamente sencillo, la idea de Lucas ha demostrado ser una de las más fecundas de la historia de las matemáticas recreativas.

 

Y ahora… ¿ quieres intentarlo ?

torres-de-hanoi.jpg

Anuncios

~ por beatrizhlm en noviembre 14, 2007.

5 comentarios to “Torres de hanoi”

  1. Como muchas veces ocurre, en este juego también existen varios algoritmos para resolverlo. Abajo dejo un enlace con un análisis detallado de varios de ellos y de otras características de este magnífico juego. Creo que las Torres de Hanoi son muy aprovechables como recurso, incluso en Primaria, siempre y cuando se empiece con un número pequeño de discos. En realidad, resolver la Torre de Hanoi de n+1 discos es inmediato si se saber resolver la de n discos y, así, descendemos hasta la de un disco, que es evidente.

    http://www.rodoval.com/heureka/hanoi/index.html

  2. no puedo jugar hanoi

  3. La torre de Hanoi tiene dos secretos matemáticos. Quien los conozca podra jugar de la forma mas eficiente posible (sin errores y con la minima cantidad de movimientos)

  4. Pienso que el artículo es muy interesante, ya que se trata de un juego muy divertido que despierta la mente de los niños.

  5. esto es genial por que
    egercita la mante y nos hace un genio matematicos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: